Taco químico : resuelvo tus DUDAS

Taco químico

Taco químico : resuelvo tus DUDAS

El taco químico o también conocido como anclaje químico es la solución para fijar componentes a una estructura sólida como puede ser el hormigón, hormigón poroso o mampostería.

El taco químico es la forma ideal de conducir sin presión cargas extremas en hormigón, hormigón poroso, ladrillo, piedra natural o roca.  Una forma sencilla y efectiva para fijar elementos a materiales huecos o macizos. Si estás pensando en ponerlo en práctica sigue leyendo, ¡es menos complicado de lo que puede parecer!

Este tipo de anclaje se emplea mucho en el sector de la ingeniería estructural, como fijador de componentes a estructuras solidas o juntas de hormigón armado. Pero, es cierto, que también son muchos los que hacen uso de este producto para llevar a cabo tareas de bricolaje.  El taco químico  ofrece una solución segura para cualquier aplicación, incluso bajo condiciones extremas climatológicas.

 

¿Cómo funciona el taco químico?

El taco químico está compuesto de dos componentes: resina y catalizador. La reacción de ambos es  la que otorga al producto sus características finales.

En el mercado puedes encontrar el producto con 3 tipos de resinas. Elegir una u otra está en función de dos factores: la aplicación que vayas a realizar y la resistencia que necesites.

1. Resina EPOXY. Esta resina se utiliza, fundamentalmente, en obra. Tiene como característica esencial una mayor resistencia mecánica y adhesión en agujeros hechos con perforadoras diamantadas.

2. Resina EPOXY ACRILATO – VINILIESTER. Esta resina se caracteriza por una mayor resistencia mecánica y, lo más importante, resistencia a la hidrólisis alcalina (un problema que puede presentarse en estructuras de hormigón).

3. Resina POLIÉSTER. Esta es la que cuenta con mejor relación calidad – precio del mercado. Por ello, es de las más utilizadas. Se emplea, sobre todo,  en usos artesanales, puesto que no es aconsejable aplicarla en hormigón que pueda mojarse con frecuencia (riesgo de hidrólisis alcalina).

aplicacion-taco-quimico

 

Factores a tener en cuenta a la hora de usar un taco químico

Como comentaba, este producto tiene una seria de características a tener en cuenta antes de decidirte por comprar uno u otro. Aquí te detallo alguno de los factores que debes comprobar antes de decidirte por el definitivo:

1. Tipo de superficie de uso. No es lo mismo utilizarlo sobre un ladrillo hueco (donde hay que emplear una malla o tamiz), que en una superficie de hormigón (donde se necesita una bomba de soplado, para limpiar bien la superficie). Tenemos que determinar sobre qué superficie vamos a emplearlo y, después, decidir cual es el más adecuado.

2. Comprobar que está mezclado correctamente. Al usarlo, por primera vez,  el producto inicial que sale no está mezclado (resina + catalizador). Hay que fijarse en el cambio de color (esto identifica cuando se ha realizado correctamente la mezcla). Por lo tanto, hay que desechar esa primera parte de producto que sale de la cánula.

3. Tiempo de secado. En zonas de calor secará más rápido que en otras más frías. En el envase encontrarás  la información al respecto.  Suele aparecer el  tiempo que necesita de secado,  en función de la temperatura a la que estés trabajando.

4. El tiempo en el que puede utilizarse el producto. El taco químico tiene un tiempo operativo. Una vez pasado, no podrás hacer nada.

5. Resistente bajo el agua. Puedes utilizar el producto bajo el agua, lo que permite infinidad de formas de trabajo.

 

Descarga nuestra App

 

¿Qué necesitas para poner un taco químico?

Hasta aquí os he hablado de la utilidad del taco químico, los que podemos encontrar en el mercado y las características en las que tienes que fijarte para elegir el correcto. El que más se adapte al trabajo que vas a realizar. Una vez llegados a este punto ¿sabes como ponerte manos a la obra? Necesitarás:

1. Cánula mezcladora. En ella se produce la mezcla de la resina con el catalizador.

2. Pistola de silicona. Lo mejor es que sea de buena calidad, el taco químico no es una silicona cualquiera, necesitas más presión que para una silicona común.

3. Taladradora. Para abrir el agujero en el que vas a realizar el anclaje (siempre con una broca que se asemeje al tamiz que vas a introducir).

4. Tamiz. Es un producto similar a un taco, que se coloca en el agujero que has hecho con antelación. El tamiz cuenta con unos orificios en su superficie que, al echar el producto, elimina el sobrante. Una vez relleno podemos introducir el anclaje.

5. Anclaje. Te ayudará a soportar aquello que hayas decidido fijar a la estructura sobre la que estás trabajando.

6. Bomba de soplado. Cuando vas a realizar un taco químico en hormigón, al taladrar se generan restos que quedan dentro del hueco realizado. Antes de introducir el tamiz, hay que limpiar con la bomba los residuos que se han quedado, para que el efecto del producto sea efectivo.

 

Tacos químicos Fischer, de los mejores del mercado

 

Taco químico P300 SF Fischer

Ir a Tienda

 

Taco químico Fischer

Características:

– Anclaje Químico Poliéster FIS PE 300 T
– Anclaje Químico Base Poliéster Híbrido apto para superficies huecas, macizas inclusive hormigón
– Sin estireno
– Cartucho reutilizable
– Cartucho de 300 ml con una boquilla

 

Taco químico P Plus 300T FISCHER

Ir a Tienda

 

Taco quimico Fischer Plus

Características:

– Certificado en mampostería
– Se puede utilizar con pistolas inyección de silicona estándar. No se requiere equipo especial
– Materiales de construcción
– Aprobado para anclajes en: Ladrillo, bloques perforados hechos de hormigón ligero, hormigón celular
– También apto para: Hormigón no fisurado, ladrillo sólido fabricado en hormigón liviano

Colocar un anclaje con taco químico es una tarea relativamente sencilla, siempre que tengas en cuenta todas las indicaciones.

Si estás decidido a ponerlo en práctica ten en cuenta este CONSEJO: EVITA QUE EL TACO QUÍMICO CONTENGA ESTIRENO. Se trata de una sustancia química cancerígena, aunque no está prohibida su venta en España. Además, es inflamable y produce dolor de cabeza,  debido al fuerte olor que desprende.

Si te he convencido y vas a ponerte manos a la obra, ¡Espero haber resuelto todas las dudas!

 

¡¡Gracias por seguir ahí, nos leemos la próxima semana!!

No Comments

Post A Comment

Pin It on Pinterest

Esta web utiliza cookies. Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar